Realmente hay dos razones que explican la tibia evolución de los resultado del primer trimestre: Por un lado, la transformación del modelo de negocio y el lugar de donde proceden los ingresos. En España aguantamos bien en los grandes clientes pero decrecemos en pequeñas y medianas empresas, lo que nos ha obligado a hacer una reconversión en nuestro país, con los elevados costes que ello supone. Además hay un segundo factor, que es el fiscal. Cada vez más resultados vienen de América Latina y menos de España, y eso es algo que nos penaliza fiscalmente, por lo que estamos trabajando para optimizarlo en próximos trimestres.

Este año esperamos que América pese un 25% de los ingresos, en números redondos son algo más de 100 millones sobre 400 que esperamos este año. Y en 2015 deberíamos estar en un 45% de los ingresos que provengan de allí.

Hemos firmado un acuerdo con un banco exterior marroquí para suministrar un servicio de core bancario, operación bancaria, en outsourcing. Normalmente los bancos tienen su propio sistema y con este banco estamos empezando a desarrollar en un modelo de negocio en el que confiamos mucho.

Desde el punto de vista de la cotización, la mayoría de las casas de análisis avalan el buen comportamiento de la compañía pero consideran que cotiza a múltiplos caros frente a sus comparables. “La realidad es que nos estamos reinventando de una forma tremenda. Cuando uno ve que los ingresos de la compañía en los últimos cuatro años han sido estables no ve que ha habido una revolución del negocio. Eso exige una transformación muy importante de la fábrica de servicios. Además, antes la mayoría del negocio procedía de nuestro país y ahora se hace en otro país, con lo que los costes de adaptación son muy altos”. Quien analice más a fondo lo que estamos haciendo valorará que lo que estamos haciendo tiene mucho valor y “en el momento que alcancemos la estabilidad, será un negocio mucho más rentable. Eso hay que creérselo y entenderlo para justificar que, con los precios de hoy, podemos estar algo caros”-

Nosotros hemos estado tres años dando dividendo en metálico. Este año no hemos decidido si se mantendrá en metálico o no porque estamos haciendo un esfuerzo importante en la expansión internacional sin acudir a ampliaciones de capital, estamos invirtiendo los recursos que estamos generando en ampliar el negocio en América Latina. No sé si se mantendrá porque el uso que estamos dando a los recursos es ese.

Pensamos que somos muy atractivos para muchas compañías del sector, posibles inversores industriales , pero Tecnocom tiene su propio objetivo y estrategia, que nos lleva a ser un proyecto independiente con lo que defendemos la estructura de capital con la que seremos capaces de desarrollar nuestro proyecto a medio plazo.

Necesitamos tu colaboración más que nunca

Si eres seguidor de Estrategias de Inversión y te resultan atractivos nuestros análisis, informes y herramientas, hoy es el momento de beneficiarte de nuestros contenidos Premium y ayudarnos a seguir siendo independientes.

La emergencia del coronavirus ha ocasionado un lógico desplome sin precedentes de la publicidad y es importante que sigamos siendo independientes para ofrecerte los análisis y herramientas que miren por ti.
 

Suscríbete ahora y  tienes 15 días para probarlo. Podrás cancelarlo sin ningún tipo de compromiso en caso de que no se ajuste a tus expectativas.

Hoy más que nunca, es el momento de apoyar los servicios que utilizas habitualmente

Quiero Colaborar