¿Cree que es momento, teniendo en cuenta la tesitura de los mercados internacionales, de hacer cambios en la cartera?

En época de turbulencias no se aconseja de hacer mucha mudanza. Es tiempo de mantener la calma. Sí de ser prudente, que es lo que veníamos recomendando antes del verano. Pero por distintas circunstancias, no tanto por lo que está ocurriendo ahora mismo con las turbulencias comerciales. Mucho sentido común. Esos pilares no se deben abandonar a la hora de configurar una cartera de fondos de inversión. Debe existir liquidez. La liquidez es una muy buena compañera. Cuando el calor sofocante llega a los mercados en forma de números rojos es buena. Es un activo que descorrelaciona. En segundo lugar, porque podemos aprovecharla si algún activo se queda a precio bastante razonable.

Por ejemplo, supongamos que la renta variable norteamericana llegara a unos niveles atractivos para poder entrar. Quizá ahí incrementaríamos posiciones. Si no rompe determinados soportes no nos saldríamos. Nieles en torno a los a los 2.700/2.600 puntos del S&P 500, no reduciría el riesgo. Si no, esperar y a lo mejor para poder incrementar el riesgo.

El fondo de mercado realmente a pesar de las turbulencias comerciales, no hay un gran deterioro o un deterioro mayor del que ya había antes de irnos de vacaciones. La macro sigue siendo débil pero no estamos en la antesala desde nuestro punto de vista de una recesión económica.

Pero con este enfrentamiento en las divisas que se está generando a partir de la guerra hay miedo a que empeore ¿no?

Es un elemento nuevo el tema de las divisas. Es un elemento viejo en la historia de los mercados financieros pero nuevo y que hace tres años motivó un agosto, como ahora, unas enormes turbulencias por la divisa china. Esperemos que eso no llegue a extenderse, que otras divisas emergentes sufran turbulencias y que sea la mecha que encienda a los merados financieros en estos instantes. Pero, salvo esa situación, que hay que monitorizar todos los días, el fondo de mercado, si atendemos a la macro e incluso a la micro, la economía se desacelera pero no a  un ritmo superior al que ya se estaba previendo. Los resultados empresariales, en el caso norteamericano, hay sectores que no son tan malos, sobre todo los cíclicos. Quizá los más defensivos son los que peor lo están haciendo, por eso no los estamos recomendando.

En Europa sabíamos que la situación no es nada buena. Ni la situación política. Lo único que nos queda en Europa y también extensible a otras partes del mundo es lo que puedan hacer los bancos centrales. Un elemento de riesgo es si los bancos centrales pierden credibilidad. un gran riesgo sería que Powell, ante las presiones de Trump, dimitiera. Ese un riesgo que debemos vigilar. DE ahí que hayan salido los cuatro anteriores presidentes de la Fed haciendo una carta pública defendiendo al banco central.

El deterioro es más psicológico, después de haber roto una serie de niveles en el caso de la bolsa norteamericana. Todo el tema de la guerra comercial no se había cerrado en el G20. Es un tema que va a seguir todavía ahí, sobre todo porque es un tema que a Trump le atrae de cara a las elecciones. Es una partida de ajedrez que Trump juega a cuatro o cinco años y china juega mucho más largo plazo. Si esa tensión comercial se traslada a tensiones a temas de divisas vayamos cavando tumba. Sí sería generadora de mucha más turbulencia. Sí que sería motivo de hacer cambios en nuestras carteras.

Mientras tanto, los pilares: liquidez, renta fija corporativa europea. Cuando vuelvan los miembros del BCE de nuevo a trabajar.

A partir de ahora habrá una política, Lagarde, en el BCE…

Se puede notar en los mercados, incluso para la renta variable. Podría retomar quizá cierto atractivo algunas compañías europeas por la propia acción el banco europeo. No sé si comprando bolsa, quizá de forma indirecta.  No digo que vayan a hacer lo que ha hecho el banco de Japón.

A la renta corporativa europea le puede quedar cierto margen. Protección

¿Cómo protegemos la cartera además de con liquidez?

En la parte de emergentes hay que ser muy prudentes. Hay inversiones que yo las pondría en cuarentena hasta que esta situación se vaya destensionando algo, salvo que sea un inversor muy agresivo que intenten buscar en un mercado muy revuelto.

Todo lo que es guerra de divisa para intentar ganar competitividad para el tema de las exportaciones perjudica a los inversores que están apostando en esas monedas. También a los que están endeudados. Eso encarece.

En cuanto a la protección, no solo la liquidez. La liquidez es una decisión de inversión. Mucha gente cree que siempre hay que estar invertido y no es así. O como quien está totalmente en liquidez y se pierden muchas oportunidades. En el término medio está la virtud. Hay productos dentro de la gana de retornos absoluto que nos pueden proteger, porque compre volatilidad, porque actúen de forma muy activa a través de derivados en los mercados de deuda, o ponernos cortos en algún activo. Gestoras como puede ser Dunas, en el caso español, con el Valor prudente, a mí me gusta y está actuando en función de lo que se puede esperar en ese tipo de producto. O en mercado del real state, de la gestora canadiense BMO, market neutral que ellos tienen con tipos muy bajos y una gestión activa y con una beta tendente a 0. Creo que es una idea dentro de la gama de retorno absoluto en la que podemos encontrar cierta protección.

Mas protección… el oro. El oro muchas veces se asocia a situaciones de hiperinflación. No estamos en ese contexto. La inflación es algo que trae de cabeza a los bancos centrales. Estamos en un  mundo desinflacionista totalmente.  No solo vive de la inflación, (el oro), sino del miedo. Cuando tienes desconfianza al nivel político, pero también a nivel de la deuda. Muchas veces no hablamos de eso. Ver el 10 años españoles en el 0,20% o 0,16% con posibilidades cada vez.

¿Qué nos dice las rentabilidades de los bonos de los mercados?

Lo que nos dice de los mercados es que lo que hoy es barato puede estar a un mejor precio, en el caso de la renta fija. ¿Por qué compro bono en rentabilidades negativa? Pues porque puede caer más la rentabilidad de ese bono y pienso que puedo ganar por precio, tanto por la rentabilidad por el cupón.

Nos está diciendo que hay una cierta falta de credibilidad en cuanto a la dinámica macro o porque mucha gente no quiere estar en renta variable y quiere estar en refugios que para mí que la rentabilidad que ofrecen me parecen una absoluta aberración y dentro de muchos años probablemente se estudie cómo llegamos a esta tesitura.

Evidentemente todavía mucha gente buscará ese refugio. Bonos a muy largo plazo en deuda pública. Existen fondos de gestoras como DPAM o National Nederlander. Hay una serie de casas que tienen fondos de muy largo plazo gubernamental europea. Quizá ahí, me gusta más la deuda corporativa, sobretodo investment grade. Me gustan empresas que están cumpliendo de plazos medios.

¿Refugios? El oro, franco suizo, el yen, el dólar ahora mismo no pero… a Trump le fastidia tener un dólar fuerte, presionando al banco central. Le presiona y baja los tipos de interés, lo que debilita el dólar, pero claro la mayor parte de activos refugio está denominada en dólares, con lo cual ese juego hace que el dólar pueda perder terreno pero no quizás tanto como Trump pretende y muchos inversores crean que se puede debilitar.

Bueno, de hecho la última vez le salió el tiro un poco por la culata ¿no?

Por eso. Porque el refugio que se está produciendo precisamente es eso. Mucha gente dice ¿Por qué los chinos no dejan de comprar la deuda norteamericana? Pues porque los chinos no son estúpidos. ¿Qué activo te da una solvencia y una rentabilidad real positiva? La deuda pública norteamericana. Con lo cual, ¿vas a vender una deuda que te da rentabilidad? Es absurdo.

Pueden dejar de comprar ciertas cosas, como ya están haciendo en determinados segmentos, pero vender deuda…

Otra cosa es, insisto, la falta de credibilidad en cuanto a la rentabilidad que ofrece la deuda. Eso le viene bien al oro o a algunas otras divisas refugio. Esas son los refugios, junto con la liquidez, para aquellas personas que estén queriendo descorrelacionar en el supuesto caso de que esto se desmadre.

Hasta ahora, tanto EEUU como China antes de llegar a la mesa de negociación tensionan para luego hacerse la foto y tan amigos. Pero eso puede salir una vez mal.

Ese es uno de los riesgos que hay que monitorizar todos los días. Y otro es la Reserva Federal. Hasta ahora está actuando de manera comedida, pero que dimita el propio Powell puede estar dentro de las quinielas.

Sentido común. Prudencia. No ser derrotista y ver la situación como es porque todavía hay activos que todavía tienen recorrido.

Algo de liquidez, algo de deuda corporativa (hay gestoras que pueden aportar mucho valor como Vontobel, Nordea…), algún producto de retorno absoluto, algún mixto muy patrimonialista que tenga algo común con la parte de bolsa (si nuestro perfil de riesgo lo permite), visión global con algo de EEUU, algo de Europa y, en menor medida, Japón y emergentes. Y que combine tecnología con acciones con dividendo.

Bancos nada y materias primas tampoco.  

 

 

Necesitamos tu colaboración más que nunca

Si eres seguidor de Estrategias de Inversión y te resultan atractivos nuestros análisis, informes y herramientas, hoy es el momento de beneficiarte de nuestros contenidos Premium y ayudarnos a seguir siendo independientes.

La emergencia del coronavirus ha ocasionado un lógico desplome sin precedentes de la publicidad y es importante que sigamos siendo independientes para ofrecerte los análisis y herramientas que miren por ti.
 

Suscríbete ahora y  tienes 15 días para probarlo. Podrás cancelarlo sin ningún tipo de compromiso en caso de que no se ajuste a tus expectativas.

Hoy más que nunca, es el momento de apoyar los servicios que utilizas habitualmente

Quiero Colaborar