Renta Corporación cerró el primer trimestre con un beneficio de 3,2 millones de euros. Vamos a ver cuáles son sus previsiones y para eso contamos con David Vila, CEO de Renta Corporación.

Como he comentado la compañía tuvo en el primer trimestre un beneficio de 3,2 millones de euros multiplicando por cinco el anunciado en el primer trimestre de 2016. ¿Ahora qué?¿Cuáles son sus previsiones?

Buenas previsiones para el ejercicio 2017, tenemos una cartera que nos da esa visibilidad y apuntamos a seguir manteniendo ese nivel de resultados y alcanzar en torno a los 13 millones de euros a final del ejercicio.

¿Siguen con el objetivo de alcanzar los 20 millones en 2020 fijado en el Plan Estratégico?

Sí, la compañía trabaja con un plan aprobado por el Consejo para cinco años donde unas de las metas es alcanzar esos 20 millones de beneficio.

Entre las operaciones destacadas este año está la venta de varios inmuebles en Barcelona, ¿tienen prevista alguna venta más en próximos meses?

 

Sí, la cartera está en constante movimiento tanto a nivel de adquisiciones como de ventas, son en torno a 30-35 operaciones las que desarrollamos en el ejercicio con lo que el movimiento es constante de 2-3 operaciones mensuales.

Eso le iba a preguntar, ¿cuál es la rotación media que tienen en cartera?

Depende, hay operaciones que tienen un desarrollo más largo, la media estaría entre 6-12 meses, la más larga se iría a 12-15 meses.

La cartera de negocios asciende 214.7 millones de euros, ¿cómo esperan cerrar el año?

Más o menos en un nivel parecido. Nosotros el modelo de negocio que tenemos no es tanto por crecer por número de operaciones sino por tamaño y una cartera de 200-250 millones nos posiciona  con portfolio adecuado para el nivel de actividad  de la compañía.

Ustedes se centran principalmente en Madrid y Barcelona, ¿tienen en mente abrirse a nuevos mercados?

 

La prioridad está en Barcelona y Madrid donde estamos estudiando oportunidades, no descartamos otras capitales de provincia especialmente para la línea patrimonial que hemos lanzado recientemente, donde creemos que habrá oportunidades en otras ciudades.

Me gustaría preguntarle por la deuda que cerró marzo con 24,1 millones por el incremento de la financiación de nuevas operaciones, ¿en qué se van a apoyar para reducir el endeudamiento y alcanzar los objetivos que tiene en el plan?

La deuda hay que dividirla en dos tramos idénticos: uno es un tramo de 14 millones de deuda que casan en el año 2022 conjuntamente con la acción y eso no consume recursos. y la otra, en torno a  14 millones, la mitad va ligada al negocio patrimonial y la otra es propiamente del fondo de maniobra con el que operamos diariamente.

Es una deuda muy a largo plazo – 25 años – con lo que no requiere amortizaciones a corto plazo.

Han firmado un acuerdo con la holandesa APG para crear una Socimi con el objetivo de hacer una inversión de 1.000 millones ¿cómo va esto?

Va muy bien, acaba de arrancar, lo firmamos el 19 de abril. Es una línea en paralelo a la actividad más tradicional de Renta Corporación y enfocada al producto residencial en alquiler, también con predominancia en los mercados de Barcelona y Madrid pero no descartamos tener presencia en otras capitales de provincia.

¿Qué duración tiene el contrato con APG?

El acuerdo inicial es por cinco años donde Renta corporación participa en el capital de la sociedad y es gestor en exclusiva del vehículo. Por tanto se encarga de toda la parte operativa.

La compañía lleva desde 2008 sin retribuir a sus accionistas, ¿qué tiene que pasar en sus cuentas para decidirse otra vez a remunerar a todos sus inversores?

 

Siempre hemos dicho que para nosotros es una prioridad, después de unos años de crisis poco a poco se ha ido recuperando la normalidad, hoy Renta Corporación ostenta una posición muy sólida con unos resultados y muy buenos y se van dando todos los pasos para recuperar el reparto de dividendo. Hay desde aspectos técnicos como el hecho de que fondos propios superen el capital social de la compañía, con lo cual este también es otro reto, y creo que los próximos meses o años deberíamos tener novedades en ese sentido pero hay que ponderarlo según las prioridades de la compañía.

Renta Corporación es una compañía sólida, algo que han visto los inversores, de hecho el valor ha subido un 59% en el año. Sin embargo, hay quien piensa que se ha agotado el potencial, ¿cree que se ha cubierto el ciclo de inversión del fondo?

 

Creo que nuestra prioridad debe ser trabajar cada día y respaldar los resultados que hemos dado. En el corto y medio plazo vendrá acompañado de un reconocimiento del pool inversor, es verdad que hemos dado resultados muy buenos a comienzo de año, tenemos el proyecto socimi y todo esto ha tenido cierta traslación en la cotización. Yo sigo pensando que tiene mucho recorrido y tanto desde cifras como por PER, hay mucho recorrido al alza pero nuestra obligación es trabajar día a día para conseguirlo.