Emmanuel Chapuis, responsable de renta variable de gran capitalización de ODDO AM visita el plató de la bolsa de Madrid para hablar de las previsiones de las grandes compañías de Europa a través de la gestión de uno de sus fondos, Oddo European Large Equities. 


¿Qué sectores destacaría para invertir a nivel europeo?
En este momento, nos sigue gustando el sector del automóvil, porque es el sector que ha tenido mayores rentabilidades en los últimos tres años y pensamos que las valoraciones todavía son atractivas y creemos en el renacimiento de la demanda de automóviles. Por ejemplo, desde principios de año, el número de coches vendidos en Europa ha sido bastante positivo e incluso ha sorprendido a los observadores, así que nos siguen gustando Peugeot, Volkswagen, Michelin, porque como he mencionado, el mercado aún no ha descontado la recuperación.

¿Por qué invertir en empresas de gran capitalización si son las pequeñas y medianas las que más se están beneficiando de la mejora del ciclo económico?
Bien, hablando en términos generales, las razones por las que nos gustan las grandes compañías son primero la liquidez, puedes tomar una posición muy rápido, pero además, muchas de las grandes compañías son internacionales, no solo tienen presencia en Europa si no que claramente muchas de las grandes compañías tienen un alcance internacional y creemos que es una característica interesante.

Además, hay que decir que se pueden beneficiar de cualquier reactivación de las operaciones de fusiones y adquisiciones que se produzca en Europa y jugar la recuperación de la economía europea y probablemente las pequeñas y medianas compañías tengan una peor evolución. En este momento si se miran las valoraciones de las grandes y las pequeñas y medianas compañías, ambas están cotizando en los mismos múltiplos, así que quizá en términos de trading, es más atractivo estar invertido en pequeñas y medianas compañías.

¿Es el momento para invertir en grandes financieras?
Bien, nos gusta también el sector financiero. Incluso aunque en términos estructurales hemos solido estar infraponderados en este sector en nuestra cartera, creemos que muchos de los nombres financieros han reestructurado sus balances y no tienen problemas de capital en absoluto e incluso tienen demasiado capital en sus balances, así que supongo que se están convirtiendo en una inversión más segura. También creemos en el resurgimiento del ciclo de crédito, las últimas cifras publicadas revelan que los créditos están repuntando y esto es absolutamente bueno para las entidades financieras y, por último, pensamos que deberíamos ver que las provisiones descienden en los próximos trimestres y esto debería ayudar a los beneficios de los bancos. Así que nosotros tenemos dos o tres nombres que nos gustan, como BNP Paribas o Intesa en Italia y nos gusta también Santander en España.

¿Cree que lo peor ha pasado ya para el sector financiero, al menos cuando se habla de bancos sistémicos?
Creemos que el riesgo sistémico para el universo financiero es claramente menor que hace dos o tres años gracias al BCE, muchos bancos han sido obligados a recapitalizarse y ahora claramente la solidez de las entidades financieras es mucho, mucho, mucho más elevada que en el pasado y claramente la rentabilidad de todo el sector es más baja, pero probablemente es más sostenible y creemos que en cierta manera los bancos se están haciendo más invertibles otra vez. Así que creemos que los bancos sistémicos no debería ser un problema ahora mismo.

¿Tienen alguna empresa española en cartera?
Tenemos dos nombres españoles en nuestro fondo de grandes compañías, que son Santander, debido a su diversificación internacional y ha mostrado su capacidad para capear la crisis que ha sido muy fuerte sobre todo en España y otra de las compañías que nos gusta mucho es Grifols, una empresa que ya tuvimos en el pasado, que vendimos en el pasado, y a la que hemos vuelto recientemente. Actualmente las comisiones están ejerciendo cierta presión en sus márgenes en el negocio de plasma de Grifols, pero creemos que esta presión sobre los márgenes no ha sido tenido en cuenta y claramente el consenso ha sido revisado y el mercado debería centrarse en el potencial a largo plazo. Grifols es claramente una historia de crecimiento a largo plazo y las valoraciones son atractivas otra vez.

En torno a un 30% de las inversiones están en países fuera de la Eurozona y Reino Unido, ¿cómo impacta el riesgo divisa?
Es muy simple, no cubrimos nuestra exposición a divisas, creemos que esto puede tener un impacto directo en el modelo económico de la compañía en la que invertimos, así que cuando estudias una compañía se debe tener en consideración el riesgo de tipo de cambio y sus fluctuaciones, que no impacte en su competitividad, así que preferimos compañías que sean capaces de hacer frente a esto, incluso aunque a veces el tipo de cambio se mueve en la dirección ganadora, han de ser empresas competitivas a nivel global. Esta es la razón por la que nosotros nunca cubrimos nuestra exposición a divisas en la cartera.

¿Siguen manteniendo las posiciones en Grifols, Técnicas Reunidas y Amadeus?
Como he mencionado en preguntas anteriores, nosotros todavía tenemos Grifols en la cartera y he comentado también que hemos operado con esta posición, la vendimos y regresamos al valor a principios de 2014 y ahora hemos vuelto a aumentar nuestra posición en Grifols y en relación a Amadeus y Técnicas Reunidas, decidimos deshacer nuestra posición en estos dos nombres. Son dos buenas compañías, pero pensamos que sus valoraciones estaban cotizando extremadamente altas, sobre todo para Amadeus y respecto a Técnicas Reunidas temíamos los riesgos relacionados con el negocio, con la situación de la demanda, después del colapso del petróleo, incluso aunque recientemente Técnicas Reunidas ha mostrado su habilidad para adaptarse al entorno de los bajos precios del petróleo, es una compañía fascinante, pero por el momento preferimos estar fuera. Si sus valoraciones descendieran un poco quizá consideraríamos volver a invertir e incluirlo en la cartera.