Luis Sánchez de Lamadrid, director general de Pictet WM en España, analiza las perspectivas para el mercado europeo y estadounidense centrando la mirada en Grecia y el QE.

Dentro del QE, una de las cosas que preocupa es cómo se instrumentalizará al compra de deuda alemana en terreno negativo, pues comprar este papel supone asumir pérdidas desde un principio…
Estas pérdidas podrían compensarse con la compra de deuda de otros países, aunque principalmente la compra de deuda se va a hacer de otros países que no son Alemania. Además, nosotros creemos que el QE es una excelente noticia, pues supera en cantidad a las expectativas, y tiene que servir de acicate para el crecimiento económico y de soporte para los mercados.

El BCE no sólo va a comprar deuda soberana, también de instituciones europeas, ¿de qué tipo de instituciones?
Por ejemplo, instituciones como el ICO o el CESCE, que pertenecen al gobierno, son muy cercanas o que el propio gobierno es accionista. Así pues, tienen un riego muy similar al del gobierno.

El nuevo gobierno griego y la troika no encuentran un punto de encuentro, ¿qué medidas compensan más a la eurozona y a Grecia?
Estamos en una partida de póker en el que la eurozona está pidiendo a Grecia que cumpla con los acuerdos que tiene desde hace tiempo para recibir la ayuda porque en marzo tiene que pagar las pensiones y, sin las inyecciones acordadas, no podrán pagarlas. Además, de aquí al verano Grecia tiene que hacer frente al vencimiento de 10.000 millones de año antes de final de año. Por tanto, el nuevo gobierno griego tiene un margen estrecho de negociación, tiene que sacar adelante medidas innovadoras, como ligar la devolución de deuda al PIB, mientras su economía sigue estancada y han salido el 6% de los depósitos.

¿Qué supondría para Grecia y la eurozona que el país saliera de la zona euro?
Sería algo novedoso, de hecho, no hay ni mecanismo para que un país salga del euro. Aún así, si saliera, el peso que tiene no es tan importante, por lo que no afectaría mucho a su economía, pero sí sería muy preocupante el mensaje que se lanza.
España ha puesto más de 26.000 millones para el rescate de Grecia y, si saliera del euro, habría que ver cómo queda el pago de esta deuda. Aún así, no veo factible que hoy Grecia salga del euro.

Pronostican que EEUU crezca un 3% en 2015, el mayor crecimiento en una década pero, ¿esto dará combustible a Wall Street? Porque la bolsa estadounidense se está estancando por unos menores beneficios empresariales…
Que la economía de EEUU crezca al 3% este año va a dar soporte a toda la economía mundial, de hecho, hemos revisado nuestras previsiones de PIB mundial al 3,5% y sí creemos que Wall Street se revalorice este año, aunque con más volatilidad.

El 75% de las compañías que han presentado resultados han batido las expectativas y para este año esperamos que los beneficios empresariales suban un 7%, por lo que esperamos una revalorización en torno a ese porcentaje en Wall Street. La bolsa europea podría revalorizarse bastante más, ya que los beneficios empresariales europeos podrían ser de doble dígito.

¿Por dónde pasan sus apuestas este año en EEUU y en Europa?
Apostamos por compañías de valor, con generación de beneficios y de caja positiva y que están valoradas por debajo de la media de los índices de referencia de cada uno de los países, por ejemplo, quizás encontremos valor en empresas relacionadas con el petróleo, que es han visto muy penalizadas en 2014. Las dos zonas geográficas por las que más apostamos son EEUU y Europa.