Luis Lorenzo, analista de Dif Broker, observa que “BBVA que desde 2009 y hasta ahora ha marcado unos mínimos por debajo de 5 euros hasta hacer un máximo en los 13 euros para después consolidar las subidas”.

“Desde junio está haciendo un canal bajista y está intentando romper la parte alta”. “Si abriera por encima de 9,50 euros podría buscar los máximos de 2010, e los 10-11 euros “.

Por abajo, “romper la zona de consolidación en los 9,50 y 8,65 sería un mal síntoma y llevaría a buscar zonas de 7 euros, aunque actualmente el escenario es más alcista, por lo que abriríamos posiciones por encima de 9,50 con objetivo en 10,27 y un stop en 8,65”, comenta el experto.