Miguel Méndez, director de Big Deal Capital, analiza la situación de Almirall.

Tras romper la zona de resistencia de 6.48 euros, se fue hasta 7 euros, nuevo nivel de resistencia. Después hizo un pull back hasta los 6,50, ahora soporte, y luego rebote hasta los 6,72 euros.
En lo que va de año no lo está haciendo mal. Ha tenido una variación positiva del 26,5%, aunque dentro del sector prefiero a Grifols.
Desde el punto de vista técnico, sería importante ver precios de cierre superiores a 7 euros. Quienes hayan entrado por debajo de 6, pueden mantener posiciones mientras no rompa la recta directriz que pasa por 6,30 euros. Mientras se mantenga por encima, su proyección va hasta los 7-7,50 euros.

Su medicamento Linaclotida recibió recientemente el visto bueno. Estos valores se mueven a golpe de este tipo de noticias y rumores. Cuando no los hay, se mantienen dormidos.