El 2017 ha comenzado de forma explosiva para algunos valores españoles. De hecho, en el Mercado Continuo encontramos un puñado de acciones que ya se revalorizan más de un 20% en apenas una semana de cotización, superando, en algunos casos, los avances registrados en todo 2016. 


INYPSA
Se ha convertido en el valor español con mejor arranque de año. La compañía de consultoría industrial ya se ha embolsado una revalorización del 32% en lo que va de ejercicio. Con el reciente fuerte tirón alcista, Inypsa se coloca por encima de los 0,26 euros, zona de resistencia marcada por el retroceso de Fibonacci del 61,8%. Si lograr seguir avanzando por encima de los 0,26 euros, podría ir a buscar los máximos de 2015, en los 0,30 euros (precios de cierre), nivel que atacó dos veces en 2015 sin lograr superarlo.




 AMPER
Tras firmar un 2016 impecable con una revalorización del 77%, en este 2017 suma un 27%, es decir, que en doce meses ha duplicado su precio. La acción ha llegado a un nivel clave, los 0,27 euros, marcado por el retroceso de Fibonacci del 38,2% y, de superarlo claramente por encima, podría intentar seguir cerrando el enorme hueco que tiene entre 0,18 y 0,50 euros, aunque por el camino tiene otra resistencia en los 0,34-0,35 euros (50% de Fibonacci). Además, el precio está marcando una elevada sobrecompra con el RSI por encima de 80 puntos.




DEOLEO
La subida del 22% que acumuló la semana pasada le llevó a la zona de resistencia de los 0,28 euros, precio que ayer batió. Llegados aquí, su siguiente meta sería subir a 0,31 euros, nivel de resistencia marcado por el retroceso de Fibonacci del 50% de todo el movimiento de caída desde los máximos de 2015. Deoleo ha sido otro de los valores españoles de pequeña capitalización que avanza con fuerza desmedida estos días y que se desquita así de un 2016 malo, en el que cerró en el mismo precio que abrió, sin embargo, en consenso de analistas que siguen el valor le da un precio objetivo de 0,20 euros, un 29% por debajo de la cotización actual.
 



 URBAS
La inmobiliaria Urbas ya ha subido en este 2017 más de lo que subió en 2016, en concreto, un 25%, frente al 20% que se revalorizó el ejercicio pasado. Además, en estos días ha movido niveles de volumen históricos para una acción que tan sólo cotiza en 0,016 euros.  De hecho, pese al fuerte tirón de estos días, Urbas no ha alcanzado la zona de resistencia de los 0,019 euros, marcada por el primer retroceso de Fibonacci, aunque sí ha conseguido batir la directriz bajista de largo plazo que nació en los máximos de octubre de 2013 y que le llevó a marcar mínimos históricos en 0,010 euros.