El nuevo presidente del banco central de Alemania (Bundesbank), Joachim Nagel, también ha abierto la puerta a que el Banco Central Europeo (BCE) decida subir tipos ya en 2022 como respuesta a la elevada inflación que se está registrando en la eurozona.

El Consejo de Gobierno del BCE se reunió la semana pasada y decidió dejar sin cambios sus instrumentos de política monetaria. Su próxima reunión tendrá lugar el 10 de marzo. Según ha indicado Nagel en una entrevista con el diario alemán 'Die Zeit', si las perspectivas no han mejorado para entonces, él mismo votará a favor de iniciar la normalización de la política monetaria.

"El primer paso sería acabar las compras netas durante 2022. Entonces, los tipos de interés podrían subir este año", ha apostillado el banquero central. Como presidente del Bundesbank, Nagel se sienta en el Consejo de Gobierno del BCE, junto con el resto de gobernadores y presidentes de los 19 bancos centrales nacionales de la eurozona y por los seis miembros del Comité Ejecutivo del BCE.

Nagel ha indicado la reunión de marzo como punto de inflexión porque en dicha reunión el BCE publicará sus nuevas proyecciones macroeconómicas de PIB e inflación. Estas estimaciones tendrían que mostrar una mejora significativa para evitar que el BCE cambie el curso de sus políticas este año, según ha indicado el banquero germano.

Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading

En todo caso, Nagel ha subrayado el curso de acción que lleva indicando desde hace tiempo el BCE: cualquier subida de tipos de interés tendrá que venir precedida por el fin de las compras netas de activos.

"En mis estimaciones, los costes económicos son significativamente más altos si actuamos demasiado tarde que si actuamos pronto. Esto también se ve en experiencias pasadas. Actuar tarde nos obligaría a subir tipos de interés de forma más vigorosa y a mayor ritmo. Los mercados financieros reaccionarían entonces con mayor volatilidad", ha afirmado.

Esta valoración por parte de Nagel se produce apenas dos días después de que su homólogo neerlandés, Klaas Knot, apuntara a que la primera subida de tipos podría tener lugar en el cuarto trimestre de 2022.

"Personalmente, espero que nuestro primer aumento de tipos tenga lugar alrededor del cuarto trimestre de este año... Normalmente subiríamos tipos en un cuarto de punto porcentual, no tengo motivos para esperar que demos un paso diferente", indicó Knot el lunes durante una entrevista en el programa de televisión 'Buitenhof'.

El pasado viernes, el gobernador del Banco de Finlandia, Olli Rehn, compañero de Klaas Knot y Joachin Nagel en el Consejo de Gobierno del BCE, reconocía en una entrevista con el diario 'Helsingin Sanomat', que en ausencia de eventos adversos relacionados con la pandemia o con la situación geopolítica, "lo lógico sería que el BCE subiera los tipos de interés el próximo año como muy tarde".