Lejos de bajar el ritmo, los índices de Wall Street continúan con el rally iniciado esta semana. La cercana temporada de presentación de resultados parece estar animando a los inversores del otro lado del charco y, ante el panorama tranquilo en Europa por el mantenimiento de los tipos, las empresas estadounidenses se llevan la palma. El Dow Jones avanza un 0,53% hasta los 10,071 puntos, el Nasdaq un 0,64% y el S&P 500 un 0,55%. En el mercado de materias primas el barril de petróleo cotiza a 74,61 dólares y, en el de divisas, el euro sigue avanzando a los 1,26 dólares.
Antes de la apertura del mercado estadounidense, el BCE hizo pública su decisión de mantener los tipos. Confirmó los tipo aplicables a las operaciones principales de financiación y los tipos de interés aplicables a la facilidad marginal de crédito y a la facilidad de depósito en el 1,00%, el 1,75% y el 0,25%, respectivamente. Lo que no sorprende al mercado que presenta un panorama tranquilo en el Viejo Continente, si bien, los problemas de los periféricos están en letargo y, desde luego, el BCE lo ha tenido en cuenta para no adelantarse a EE.UU. en la subida del precio del dinero. Además, Jean-Claude Trichet ha declarado que la recuperación económica de la eurozona probablemente sea moderada y desigual en un escenario de elevada incertidumbre, Aunque, como avisó ayer el FMI, los problemas de Europa no están frustrando el crecimiento mundial ante las especulaciones de una recuperación en double deep.

Ante los avances de las acciones, el billete verde pierde posiciones. El euro-dólar se cambia a 1,27 dólares y, es que, como explica José Manzanares, director de Productosymercados.com “el verano es un periodo bajista para el dólar y la intervención de los bancos centrales, que han comprado euros y vendido dólares, han ayudado a las subidas de la moneda única”.

En el apartado empresarial…
La firma de inversión Colony Capital está en negociaciones con el magnate Ron Tutor para intentar quedarse con Miramax de Walt Disney. Este binomio ofrece a la mítica productora de dibujos animados entre 600 y 700 millones por su filial. Entre tanto, Walt Disney avanza un 0,45% en el NYSE.

Nuevamente una financiera estadounidense es salpicada por acusaciones de trapos sucios. El último caso es JPMorgan & Chase que ha sido acusada de fraude por el gobierno argentino. Al parecer, el banco estadounidense habría podido llevar a cabo una estaba mediante la manipulación de inversiones en fondos de pensiones. Aún así, JP Morgan no se baja del carro de las subidas y avanza un 0,84%.