Los índices estadounidenses subieron a principios de esta semana en medio del optimismo que rodeaba a las negociaciones del Fiscal Cliff. Sin embargo, ante el veto del presidente Obama a la propuesta de los republicanos, los inversores se han venido abajo. Los futuros de Wall Street reflejan esas dudas en la pre-apertura mediante una cotización plana. El S&P 500 cede un 0,10%, mientras que el Nasdaq y el Dow Jones están en los niveles de cierre de ayer. En el mercado de divisas, el euro-dólar cotiza en niveles de 1,32 dólares.

Antes de abrir el mercado, el gobierno ha dado a conocer su estimación final del PIB del tercer trimestre. El crecimiento de la economía estadounidense se situó en el 3,1% anual. Además, ya conocemos el dato de solicitudes de desempleo semanales, las cuales aumentaron en 17.000 a 361.000 en la última semana.

Después de la apertura del mercado, la Asociación Nacional de Agentes Inmobiliarios publicará su informe mensual sobre las ventas de casas existentes.

En el frente corporativo, la empresa constructora KB Home presentó sus ganancias trimestrales, las cuales, superaron las previsiones de los analistas, aunque cayeron con respecto a hace un año. Las acciones caen alrededor del 1,6% en los futuros. Mientras tanto, Rite Aid se disparara casi un 9,7% después de que la compañía reporta fuertes ganancias.

Después del cierre del mercado, el fabricante de BlackBerry, Research in Motion, anunciará sus resultados trimestrales.

Bed Bath & Beyond cayó un 4,8% el miércoles, luego que el minorista superara las expectativas con sus resultados trimestrales, pero pinchara en las ventas y las previsiones.

Google ha anunciado que venderá su división de Motorola Home Movilidad , a Arris por 2.35 mil millones. La acción de Arris ascendió aproximadamente 8,2% en las operaciones previas a la apertura, mientras que Google sube ligeramente.