UAL, la empresa matriz de United Airlines, informó el miércoles que decidió despedir a otros 1.100 empleados, eliminar 100 aviones que consumen mucha gasolina de su flota y reducir su capacidad de vuelos internos al tratar de lidiar con los exhorbitantes precios mundiales del combustible. United, la segunda empresa aérea más importante de Estados Unidos, informó que despedirá a entre 900 y 1.100 empleados para fines de año, además de concretar los 500 despidos previamente anunciados. Los funcionarios de la empresa indicaron que las medidas tienen como propósito ayudar a su subsidiaria, UAL Corp., a lidiar con "un ambiente sin precedentes" en relación con el combustible. Hace casi dos semanas, el precio del crudo superó los US$135 el barril, y eso se ha reflejado en los precios de la gasolina para aviones.