'The Economist' valora que la cumbre europea sobre Grecia evitara un "desastre" sobre la deuda de Grecia, si bien lamenta que no afrontara los "errores subyacentes" en el euro, ya que la moneda comunitaria no ha potenciado la convergencia entre las economías de los estados miembros. La "larga lista de peticiones" de la canciller de Alemania, Angela Merkel, para articular ayudas desde la UE a Grecia, con préstamos bilaterales de los miembros de la Eurozona y la participación del FMI ante una eventual suspensión de pagos, lleva a 'The Economist' a cuestionar el rescate.