La compañía aérea SAS Scandinavian Airlines anunció hoy que aumentará sus recargos por combustible en los billetes de vuelos internacionales hasta 10 euros más por la escalada en el precio del petróleo, que ha situado el barril de crudo cerca de los 120 dólares, a partir del próximo 15 de julio. Por su parte, los vuelos domésticos operados por el grupo escandinavo en Dinamarca, Suecia, Noruega y Finlandia costarán tres euros más, mientras que las rutas europeas, incluidas las inter-escandinavas, aplicarán subidas de cuatro euros.