Sacyr, a través de su filial lusa Somague, ha firmado el contrato de construcción y posterior explotación de una autopista en Portugal por un importe de 622 millones de euros, informó hoy el grupo. Se trata de la variante Litoral Oeste, de una longitud total de 109 kilómetros y que forma parte del plan del Gobierno portugués para mejorar las carreteras del país. De su extensión total, 85 kilómetros serán de nueva construcción y otros 24 kilómetros tramos ya existentes en los que se realizarán las mejoras necesarias. Del importe total de inversión, 348 millones de euros ser destinarán para las obras de construcción.