La reunión en la Cancillería para hablar sobre el futuro de Opel tendrá finalmente lugar, pero sin los potenciales inversores ni representantes de General Motors y de Estados Unidos, según informaciones de la segunda cadena de televisión pública "ZDF". El encuentro había quedado en entredicho después de que el vice-portavoz del Gobierno, Thomas Steg, informó de que el encuentro sólo tendría lugar si existe un preacuerdo entre la casa matriz General Motors y alguno de los potenciales inversores. No se excluye que posteriormente se incorporen a ella los inversores y demás representantes de