Cerca de mil productores de leche belgas se concentraron hoy en las inmediaciones de las instituciones europeas en Bruselas para reclamar a la UE una mayor regulación del sector y solicitar más ayudas para salir de la crisis provocada por la caída de los precios en origen y la falta de demanda.