Novartis dijo el miércoles que pagará hasta 620 millones de dólares por los derechos mundiales de un fármaco experimental para tratar enfermedades cardíacas en un acuerdo que reforzará la cartera de fármacos cardiovasculares del grupo suizo. Novartis, con sede en Basilea, ha comprado la biofarmacéutica estadounidense Corthera Inc. por 120 millones de dólares. En caso de que el fármaco experimental, denominado Relaxin, cumpla unos objetivos de desarrollo y ventas los actuales accionistas de Corthera podrían recibir un pago adicional de hasta 500 millones de dólares, dijo Novartis.