El banco hipotecario Northern Rock PLC tomó prestado este mes del Banco de Inglaterra la suma adicional de 3.000 millones de libras, lo que supone que en menos de cinco semanas ha pedido al banco central 16.000 millones, según publica hoy la prensa británica. Simon Ward, economista jefe de New Star Asset Management, considera que las cifras citadas por The Times, The Guardian y The Daily Telegraph demuestran que la crisis de financiación del banco sigue siendo 'grave'.