Los contratos a futuro sobre los principales índices de acciones en Estados Unidos caían el jueves en una sesión en la que 57 miembros del Standard & Poor's 500 informan sus resultados contables, mientras aparecen dudas sobre la salud del alza del mercado desde los niveles mínimos de marzo. Los contratos a futuro sobre S&P 500 caían recientemente 2,7 puntos a 1.075,4, los futuros del Nasdaq 100 descendían 6,5 puntos a 1.746,8 puntos, mientras que los del Promedio Industrial Dow Jones perdían 14 puntos a 9.887.
El miércoles, los principales índices bursátiles de Estados Unidos concluyeron la sesión en territorio negativo, con descensos en la última hora de negociaciones luego que el conocido analista del sector bancario Dick Bove rebajara de "mantener" a "vender" su recomendación sobre Wells Fargo.

El Promedio Industrial Dow Jones bajó 92 puntos a 9.949, el Índice Compuesto Nasdaq cedió 13 a 2.150 y el índice S&P 500 cayó 10 a 1.081.

Datos desde China mostraron que la economía del país se expandió un 8,9% en el tercer trimestre, lo que generó preocupación en cuanto a que el Gobierno chino podría terminar el gasto de estímulo a fin de año. El presidente ejecutivo del sexto mayor banco de China advirtió que se podría estar generando una burbuja.

Las cifras de comercio internacional de Japón y de ventas minoristas en el Reino Unido también fueron decepcionantes.

El jueves se conocerán los indicadores de solicitudes semanales de beneficios por seguro de desempleo de septiembre y varios miembros de la Reserva Federal pronunciarán discursos.

Durante la jornada se anunciarán los resultados trimestrales de AT&, Dow Chemical, 3M, Merck y McDonald's.

Travelers aumentó su dividendo un 10% y agregó 6.000 millones de dólares a su programa de recompra de acciones.

EBay  informó tarde el miércoles que su ganancia disminuyó un 29% y emitió decepcionantes proyecciones para el cuarto trimestre.

En Europa, en tanto, destacan una serie de resultados que incluye una ganancia superior a la esperada de Credit Suisse  y una caída mayor a la anticipada del 74% en el beneficio de la sueca Ericsson.

En Europa, en general las acciones perdían terreno. El índice Stoxx 600 caía un 1,7%.

Por su parte en Asia, el índice Nikkei 225 de Tokio cerró el jueves con un descenso de 66,22 puntos, o un 0,6%, a 10.267,17; el índice compuesto de Shanghai perdió un 0,6% a 3.051,41; mientras que el Hang Seng de Hong Kong retrocedió 107,59 puntos, o un 0,5%, a 22.210,52.