A la espera de que el dato de paro en Estados Unidos pueda invertir la tendencia de los mercados, los futuros de los principales índices de Wall Street cotizan en números rojos. El Dow Jones cede un 0.5% en preapertura mientras que el S&P500 cotiza con un negativo del 0.7%. Los inversores están pendientes de que se publique el dato de paro – a las 14.30 horas – que podría dar algo de respiro a los mercados en la última sesión de la semana. En el mercado de divisas, el euro en las 1.2332 unidades.
El dato de empleo será decisivo para definir la tendencia del mercado. Luis Francisco Ruiz, analista de estrategiasdeinversion.com reconoce que con los niveles de tensión en máximos, las referencias macro de Estados Unidos “adquieren especial relevancia si tenemos en cuenta que la economía europea se encuentra en recesión, que China se enfrenta una fase de desaceleración y que aparecen síntomas de agotamiento también en Estados Unidos”. Un dato que tiene especial relevancia “por la volatilidad que genera a corto plazo y que pueda actuar de catalizador, tanto para lo bueno como para lo malo”.

Por el momento, las previsiones apuntan a que la cifra podría subir hasta los 155.000, desde los 115.000 del mes anterior. De este modo, la tasa de desempleo podría reducirse en una décima, hasta el 8%. Sin salir del plano económico, los gastso de construcción también se publicarán un poco más tarde además del ISM Manufacturero del mes de mayo, con unas previsiones de caída hasta los 53.9 puntos.

Pocas noticias empresariales

En el plano empresarial, pendientes de Exxon Mobil que planea construir una planta química en Texas para tomar la delantera en el negocio de gas de Norte América, según informa Reuters.

Además Google ha acusado a Microsoft y Nokia de conspiración por usar sus patentes contra los rivales de la industria de los teléfonos inteligentes, y ha confirmado que presentará una denuncia formal ante la Comisión Europea.