Según ha informado la Agencia Internacional de la Energía, Libia habría interrumpido prácticamente la producción de crudo en el país, en condiciones normales de 1,6 millones de barriles diarios.