Las tasadoras apostaron hoy por desarrollar un parque de viviendas protegidas (VPO) en régimen de alquiler para facilitar el acceso a un inmueble a las familias con rentas más bajas, además de aumentar la proporción de viviendas en alquiler en el mercado libre.