La ministra de Economía francesa Christine Lagarde mantiene que, a pesar de las buenas noticias sobre crecimiento económico y freno de la destrucción de empleo en el segundo trimestre del año, la recuperación no llegará hasta mediados de 2010. "Estamos claramente en una fase de estabilización" y, por lo tanto, "es demasiado pronto para revisar nuestras previsiones", declara Lagarde en una entrevista al diario "Le Figaro", en la que precisa que "mantengo el esquema de salida de la crisis definitiva a mediados de 2010". "Si empezamos antes (la recuperación), mejor", prosigue la responsable del Gobierno francés, antes de subrayar que la clave está en relanzar la inversión privada.