El Ibex 35 comienza la jornada con recortes y se deja asustar por la última aparición del fantasma de las subprime sobre los mercados, concretamente los americanos. El cierre dispar de Wall Street – afectado por la posibilidad de un recorte en la calificación de dos grandes aseguradoras- y el descuento del 0,64% que ha vivido el Nikkei al cierre han servido como referencias clave para la apertura del mercado español. El Ibex 35 cede un 0,28% en la apertura y alcanza los 13.313 puntos. Como telón de fondo: la reunión del BCE, de la que se espera que mantenga los tipos en el 4% para contener los altos niveles de inflación. De esta referencia dependerá la evolución de la moneda única, que por el momento continua débil y alcanza las 1.5440 unidades a favor del billete verde. El mercado del crudo sigue su correción y el barril de crudo alcanza los 125 dólares por barril.
¿Llueve o no llueve? Al selectivo español no le importa y se refugia en una caída de más del 0,28% que le lleva a los 13.313 puntos. Una revalorización que obvia el chaparrón que ha caído sobre el mercado asiático, que ha supuesto un recorte del 0,64%, y el americano, atemorizado por la posibilidad de que Moody´s rebaje la calificación de dos de las mayores aseguradoras monoline, MBIA y AMBAC. Una apertura alcista en un día en que la atención estará puesta en la reunión del BCE, en la que se espera que su presidente Jean Claude Trichet mantenga el precio del dinero en el 4%. Nivel “necesario” para controlar los altos niveles de inflación, según los expertos. Por el momento, el mercado cuenta con la referencia de la Producción Industrial, que ha subido el 11,3% en abril. Gráfico Ibex 35