La economía española crecerá "claramente" por debajo del 2% este año y el próximo por el fuerte parón inmobiliario, lo que puede implicar un "problema importante" para el empleo, según ha afirmado hoy el presidente de Cajastur, Manuel Menéndez. Aunque ha apostado por no caer en el pesimismo ante este panorama, Menéndez ha insistido en la necesidad de ser realistas y buscar soluciones para atajar la desconfianza del sector financiero derivada de la crisis \'subprime\' y poder acabar con las restricciones de liquidez en los mercados mayoristas. Según ha explicado, la dificultad para acceder a la liquidez perjudica gravemente a la economía, ya que las entidades financieras endurecen la concesión de créditos a particulares y empresas, lo que puede afectar negativamente a la productividad económica y al control de precios.