Prisa ha firmado un contrato con Indra por un importe de 260 millones de euros y una vigencia de siete años por el que el grupo presidido por Ignacio Polanco confía a la empresa de tecnologías de la información (TI) el soporte tecnológico de sus compañías con el propósito de poder centrarse en la elaboración de contenidos, informaron hoy ambas empresas. Así, según explicaron fuentes de Prisa a Europa Press, al delegar la gestión de la tecnología en una empresa con experiencia en el sector como Indra, el objetivo es "poder dedicar más recursos" a la elaboración de contenidos y ganar en "eficiencia operativa". Asimismo, las mismas fuentes aseguraron que la operación "no tiene nada que ver" con la situación financiera del grupo.