La Confederación Española de Hoteles (Cehat), Juan Molas, aseguró hoy que hablar del "peor año de la historia" del turismo "no es necesario, ni tampoco objetivo", ya que si se cumplen las previsiones del Gobierno que apuntan a una caída del 10% de la llegada de turistas extranjeros, España pasará de los 57,5 millones a casi 52 millones, lo que no está tan mal en cuanto a número de visitantes dada la actual coyuntura económica.

"El turismo debe ser tratado desde distintos ámbitos en los que intervienen los ministerios de Exteriores; Economía; Trabajo; Industria, Comercio y Turismo, entre otros, que actualmente no están coordinados", lamentó Molas.