Grifols  y Cerus Corporation  anunciaron el martes la firma de un acuerdo para colaborar en el desarrollo del sistema INTERCEPT para la inactivación específica de hematíes, que hasta ahora sólo estaba indicado para la inactivación de plaquetas y plasma de uso transfusional. Con este acuerdo, Grifols aportará su experiencia técnica, sus conocimientos y sus recursos para desarrollar esta nueva aplicación, que se encuentra en Fase I de ensayos clínicos. El sistema INTERCEPT para la inactivación específica de hematíes permite inactivar una gran variedad de patógenos que pueden contaminar la sangre donada, explicó el grupo.  Grifols distribuye el sistema INTERCEPT para la inactivación de plaquetas y plasma desde el año 2007. Actualmente cuenta con la distribución en España, Portugal, Italia y Chile.