General Motors Co. informó el viernes que las negociaciones sobre la venta de su marca sueca Saab AB fracasaron y que las operaciones serán cerradas paulatinamente. Luego que la empresa automotriz sueca Koenigsegg Group AB abandonara el mes pasado un acuerdo para comprar la marca, GM había mantenido negociaciones con Spyker Car NV para que la fabricante holandesa de autos deportivos adquiriera los activos restantes de Saab. GM señaló que "durante la diligencia debida, surgieron ciertos problemas que las partes piensan que no pueden ser resueltos". Como consecuencia, ahora se iniciará "un cierre ordenado" de Saab.