Probablemente hoy el Ibex 35 tenía más motivos para esconder la cabeza como los avestruces. La semanita que lleva a cuestas, el aumento de la prima de riesgo de la deuda española, los vaivenes en el sector financiero… pero al final ha sacado pecho en una jornada baja en volumen y que comenzaba como un toro. El Ibex 35 ha vencido la volatilidad por la mínima ventaja, un 0,09% de subida y posicionándose en los 9.276 puntos. En el mercado de divisas el euro cae al entorno del 1,21 dólares y, en el de materias primas, el barril de petróleo se compra a 74,75 dólares.

Si bien la sesión comenzaba con buen pie (sumaba un 2,3% en la apertura), a terminado desinflándose. La falta de volumen en por festividad en la capital española, la volatilidad que no se mueve de su trono y el aumento de la prima de riesgo de la deuda española han servido de cóctel perfecto para emborrachar a nuestro selectivo que a últimísima hora se tambaleaba entre el rojo y el verde.

Una de las cosas que más dudas ha causado a los inversores españoles a última hora ha sido que hoy la prima de riesgo del bono español frente al de referencia en el Viejo Continente, el bund alemán, marcó un nuevo máximo en los 189 puntos. Así, los bonos españoles a diez años ofrecían una rentabilidad del 4,57%, mientras que el rendimiento del bund germano se situaba en el 2,68%.

Al final los inversores, como es tradición cuando la prima de riesgo aumenta, han huido de las financieras. Ni los grandes ni los medianos. En la banca no se ha salvado de la quema ni uno. El BBVA y el Santander finalizaban con respectivas caídas del 0,37% y 0,46%. Les acompañaba los medianos con pérdidas aún más pronunciadas, si bien, los peor parados han sido ArcelorMittal (1,90%), Sacyr Vallehermoso (1,48%) y Acciona. (1,43%).

Así que, tras tirar la toalla los grandes bancos, se podría decir que los salvadores de la jornada han sido Repsol, Telefónica e Iberdrola. El resto de blue chips han tenido un comportamiento ejemplar. Repsol avanzaba un 1,12%, Telefónica un 0,73%, recuperando tras ser penalizada por los tejemanejes con PT, e Iberdrola un 0,56%. Además, Telefónica hoy gozaba del apoyo del público ya que los analistas de Bernstein elevaban su recomendación sobre las acciones de la compañía de César Alierta desde infraponderar a igual que el mercado. Por su parte Iberdrola ponía la otra mejilla a la bajada de precio objetivo que Citigroup le propinaba este jueves, de los 6,7 a 5,7 euros, y sacaba pecho reafirmándose en las acusaciones de falseamiento de las cuentas de su principal accionista, ACS. Si bien, en las posiciones punteras encontramos a Técnicas Reunidas (2,59%) y Grifols (1,17%).

En el mercado continuo…
La emperadora ha sido Reyal Urbis. De su reinado hoy le tiene que dar las gracias a Ibercaja, Unicaja y el banco EBN que elevaron su participación en la inmobiliaria hasta el 13,364%. Tras llegar a dispararse un 23% durante la sesión, Reyal acabó con una subida, nada desdeñable, del 17%. Le han seguido, si bien de más lejos, Grupo Tavex (9%), que hoy celebraba su junta de accionistas, y Fersa (8,44%). Al otro lado, Vocento (2,85%), Azcoyen (2,82%) e Indo (2,34%).