Después de que ayer la Fed admitiera que se puede plantear comenzar a retirar los estímulos económicos en junio y tras el mal dato de producción manufacturera de China conocido esta madrugada, hemos visto a Wall Street cerrar en negativo y al Nikkei japonés desplomarse más de un 7%. Con este panorama, el Ibex 35 se ve irremediablemente arrastrado por la corriente bajista. El selectivo español abre con un hueco a la baja del 2,09% en los 8.285 puntos. En el mercado de renta fija, la prima de riesgo se sitúa en 285 puntos básicos y, en el de divisas, el euro-dólar cede nuevamente a 1,28 dólares.


Los mercados se están haciendo adictos a la liquidez proporcionada por los bancos centrales, por lo que no es de extrañar que después de que ayer la Reserva Federal de EEUU admitiera que podría plantearse retirar los estímulos económicos en junio si todo va bien. Así pues, con los antecedentes de las caídas en Wall Street y el desplome superior al 7% del Nikkei japonés, el Ibex 35 abre con una caída superior al 2% y cotizando en el nivel de los 8.200 puntos.

Los expertos reconocen que " nos encontramos en una situación de equilibrio e indecisión alargada en el tiempo que deriva en un rango mensual en niveles muy reducidos. Esta situación suele ocurrir en tendencia alcistas como la desarrollada entre 2003 y 2007", explica Luis Francisco Ruiz, director de análisis de Estrategias de inversión. (Ver: Cartera de acciones: El Ibex se tiene que decidir)

Entre los valores más penalizados de la sesión, Sacyr Vallehermoso sufre una pérdida de más del 3%, hasta los 1.8220 euros. Banco Sabadell descuenta un 3% en tanto que los títulos de Banco Popular sufren pérdidas de más del 2.8%, hasta los 0.6050 euros. 

Y a pocos pasos, Banco Santander. La entidad pierde un 2.4% y marca en los 5.3380 euros su precio. Algo más livianas son las caídas que muestra su homóloga que, al ritmo del 1.8%, abre en los 7.0740 euros. Telefónica y Repsol sufren caídas de más de un punto porcentual, hasta los 10.86 euros y los 17.91 euros, respectivamente. Los títulos de Inditex recortan un 1.13% y marcan los 99.77 euros en los primeros minutos de negociación. 

Hoy todos los valores cotizan en números rojos. De hecho, los menores negativos fueron los de BME que, al ritmo del 0.13%, abrió en los 19.60 euros. Ferrovial y Viscofan descuentan algo más de medio punto porcentual, hasta los 12.91 euros y los 39.33 euros, respectivamente.