El francés Louis Gallois asume este lunes en solitario la presidencia ejecutiva de EADS que hasta ahora compartía con el alemán Thomas Enders. Este último, a su vez, le sucede en la presidencia del fabricante de aviones Airbus, cuya sede social está en Toulouse (suroeste de Francia). Con ello estrena la primera etapa del fin del conflictivo sistema de sus mandos bicéfalos franco-alemán, con la aplicación del plan de reestructuración de su filial, Airbus, como desafío inmediato. Las acciones de EADS suman un 0,75 por ciento a las 12:07 horas y se colocan a 21,48 euros.