La economía japonesa parece que está en camino de recuperarse el año que viene, pero podrían ser necesarias más medidas para impulsar el crecimiento y estabilizar el sector financiero en un panorama "excepcionalmente incierto", señaló el miércoles el Fondo Monetario Internacional. El FMI dijo que espera una "recuperación sostenida" en 2010, pero sólo si está respaldada por una mejoría de los préstamos a escala mundial y de las condiciones comerciales en el extranjero. El organismo revisó al alza ligeramente su sombría proyección para la economía japonesa este año y ahora espera que la economía se contraiga un 6% este año, en vez de la caída del 6,2% pronosticada en marzo. Para 2010 subió su estimación de crecimiento del 0,5% al 1,7%.