Los ministros de Economía de la Unión Europea acordaron hoy archivar definitivamente el expediente sancionador por déficit excesivo contra Alemania tras constatar que el Gobierno de Berlín lo ha corregido y lo ha situado por debajo del umbral del 3% del PIB que marca el Pacto de Estabilidad y Crecimiento (PEC). El déficit alemán fue en 2006 del 1,7% y se prevé que este año acabe en el 1,6%, frente al 3,2% de 2005. El expediente sancionador contra Alemania, que se lanzó en 2003, fue el principal factor de la crisis del PEC, que había sido diseñado por el propio Gobierno germano para impedir cualquier exceso de los países del sur. La crisis se resolvió con la reforma del Pacto en 2005 para hacerlo más flexible y con el buen momento económico que vive la UE, que ha permitido avanzar en la consolidación presupuestaria. Así, la deuda de Alemania, que se encontraba en una vía ascendente desde 2001, se estabilizó en 2006 en el 67,9% del PIB y según las previsiones económicas de la Comisión caerá al 65,4% este año y al 63,6% en 2008.