El dólar y el euro perdían el lunes algo de terreno en favor del yen en Asia porque los inversores recogían beneficios tras el fuerte avance de estas monedas frente a la divisa japonesa el viernes. Además, los exportadores japoneses se sumaban también a las ventas. Pero los inversores indicaron que el yen, considerada una de las divisas más seguras en las que invertir en tiempos de turbulencias económicas, podría caer ante las crecientes expectativas de recuperación de la economía mundial. El dólar valía 97,11 yenes frente a 97,48 yenes a última hora del viernes en Nueva York. Por su parte, el euro bajaba a 138,03 yenes, muy por debajo del máximo de dos meses de 138,72 yenes alcanzado el viernes en Nueva York y por debajo también del nivel de 138,20 yenes de unas horas más tarde.