La presidenta carioca Dilma Rousseff ha admitido en su visita a Portugal la posibilidad de que Brasil ayude a Portugal financieramente.

"Puede ser. Puede ser que Brasil ayude a Portugal, así como Portugal ayudó económicamente a Brasil (en el pasado)", dijo Rousseff.

También el ex presidente de Brasil, Luiz Inácio da Silva, admitió la posibilidad de que Brasil compre deuda soberana portuguesa, dejando esa decisión a la actual jefa de estado de su país.

La agencia de calificación crediticia S&P volvió a rebajar el rating de Portugal hoy. Esta vez hasta BBB-.

El Banco de Portugal prevé una recesión del 1,4% del PIB luso para 2011, una décima porcentual más que en las últimas previsiones.