El banco británico Barclays goza de buena salud, según la Autoridad de Servicios Financieros, lo que le evitará seguramente tener que recurrir a una nueva ampliación de capital. Así lo revela hoy el diario The Daily Telegraph, según el cual el organismo regulador ha llegado a esa conclusión tras revisar cuidadosamente sus cuentas ante la posibilidad de que el banco recurra al mecanismo de protección del Gobierno, creado para rescatar las deudas tóxicas.