Azkoyen perdió 1,39 millones de euros en los nueve primeros meses de 2009, frente a las ganancias de 4,8 millones del mismo periodo del año anterior, debido al impacto de gastos de reestructuración de personal y a los costes financieros de la deuda de adquisición de la empresa alemana Primion Technology.  Con el fin de paliar el efecto sobre los resultados de la actual situación económica, Azkoyen indicó que ha iniciado un plan de reducción del capital circulante, al tiempo que ha ejecutado un plan de reestructuración de personal, lo que ha supuesto un gasto extraordinario no recurrente de 830.000 euros.