La aseguradora Aviva se dispone a recortar 1.100 puestos de trabajo en el Reino Unido, según informaron hoy fuentes sindicales. El sindicato Unite indicó que se le había informado que la mayoría de los despidos se producirán en las oficinas de York y Norwich, en el norte y este de Inglaterra, aunque los recortes afectarán también a otras zonas. Los representantes de los trabajadores criticaron que una empresa "que continúa teniendo resultados positivos se desprenda de personal que le ha ayudado a capear la tormenta financiera". Al parecer, la empresa les ha asegurado que los recortes "no están relacionados con la ralentización económica".