La Junta de Revisión de Inversiones Extranjeras de Australia notificó ayer a Ebro que da luz verde a la operación.
La adquisición de Sunrice por Ebro Foods tendrá que ser aprobada por el 75% de los accionistas de Ricegrowers que opera bajo la marca Sunrice, una vez la Junta de Revisión de Inversiones Extranjeras ha dado luz verde a la operación valorada en 600 millones de dólares australianos.