Si los futuros apuntaban al rojo, la apertura del principal mercado del mundo ha confirmado que se equivocaban sólo en cierto sentido. Wall Street amanece semiplano con el Dow Jones cediendo irrisoriamente y Nasdaq y S&P con subidas también prácticamente imperceptibles que ya comienzan a dejarse querer por las pérdidas. Oil Texas al alza para cerrar la semana, no sea que alguno se vaya a pensar que el precio del petróleo empieza a moderarse. 

Wall Street abre plano con pérdidas y ganancias muy recatadas a la espera del dato de ventas de viviendas nuevas de febrero. Los primeros informes publicados esta semana de las ventas de viviendas existentes y de construcción de nuevas sugieren que el mercado inmobiliario aún tiene remanentes problemas. No obstante, el informe sobre permisos de construcción reflejó el mejor dato en más de tres años.

Con respecto al dato de ventas de viviendas nuevas que se conozca este viernes, se espera que ascienda a una tasa anual de 323.000, según una encuesta de analistas de Briefing.com – frente a la tasa de 321.000 de enero.

Los índices cotizan, por tanto, indecisos a pesar de que el Dow Jones parece más decidido hacia el lado de los recortes en los 13.031 puntos.

El S&P 500 acumula un retroceso semanal del 0,8% y encara la apertura de hoy también en negativo, con lo que puede experimentar la primera pérdida semanal desde principios de febrero. El selectivo de referencia para Europa De hecho, José Luis Cava, analista técnico independiente, cree que “seguirá corrigiendo hasta los 1.385 puntos, pero no hay que asustarse porque su principal soporte está en los 1.340 puntos”.


En el ámbito empresarial
Bank of America anunció que estudiará un programa de ayuda a hipotecados por el que ofrecerá a algunos de sus clientes en proceso de embargo cancelar su hipoteca y transformar su crédito a la vivienda en un contrato de alquiler.

Darden Restaurants, matriz de las cadenas de restauración Red Lobster y Olive Garden, reportó ganancias trimestrales de 1,25 dólares por acción e ingresos de 2,16 mil millones. Estas cuentas fueron mejores de lo esperado.

Respecto a las cuentas que presente el constructor de viviendas KB Home, se espera una pérdida de 24 centavos por acción y 338 millones de dólares en ingresos.

Divisas y materias primas: el dólar cayó contra el euro y la libra esterlina, aunque se fortaleció frente al yen japonés.

El petróleo para entrega en mayo subió 32 dólares, a 105,67 dólares el barril.

Los futuros del oro para entrega en abril subieron 6,90 dólares, a 1,649.40 la onza.

Bonos: El precio de los bonos del Tesoro a 10 años de EE.UU. subió, empujando el rendimiento hasta el 2,26%, frente al 2,28% del jueves.