Facua-Consumidores en Acción expresó hoy su preocupación ante la saturación del número de reclamaciones que está registrando el Banco de España últimamente, lo que a su juicio pone de manifiesto un incremento en el número de irregularidades en el sector bancario, así como una falta "evidente" de recursos para atender las quejas de los usuarios.
Asimismo, Facua denunció el incumplimiento del plazo previsto en la normativa de cuatro meses para emitir un informe sobre la queja y el perjuicio que supone para los usuarios que se ven afectados, en primer lugar, por las entidades bancarias y financieras por vulnerar sus derechos y, posteriormente, por la entidad que debe tutelarlos.

Así se lo ha trasladado la organización de consumidores al gobernador del Banco de España, Miguel Angel Fernández Ordónez, en un escrito en el que le solicita un aumento de recursos personales y técnicos para la "correcta" gestión de las reclamaciones y el "estricto" cumplimiento del plazo señalado por la normativa.

En el Real Decreto de 20 de febrero por el que se aprueba el Reglamento de los Comisionados para la defensa del cliente de servicios financieros se establece que en el plazo de cuatro meses desde la presentación de la reclamación el Servicio de Reclamaciones emitirá un informe sobre la misma.

Sin embargo, según Facua, recientemente el Banco de España está contestando a las reclamaciones presentadas en nombre de sus socios que "debido al fuerte e inesperado aumento experimentado en el número de reclamaciones recibidas en este Servicio desde comienzos del pasado año, no está siendo posible el estricto cumplimiento del plazo señalado".