Esta semana se cumplirá un mes del inicio del conflicto en Ucrania. Y el IBEX 35 ha recuperado buena parte del terreno perdido tras las fuertes caídas que siguieron a la invasión rusa de su país vecino. El selectivo español comenzaba la jornada de este martes en los 8.419,35 puntos, mientras que el 23 de febrero, día previo a la entrada de las tropas rusas, cerraba en los 8.440,10 puntos. ¿A qué se debe este optimismo en los mercados? Porque el conflicto, por ahora, no tiene visos de resolverse, sino que parece que podría incluso prolongarse e implicar a más actores, llegando a escala global (atendiendo a las últimas palabras del presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, que ha dicho que si no se llega a un encuentro con Rusia, podríamos estar ante el inicio de la tercera guerra mundial). 

Pero el mercado parece no verse afectado, explica Pablo García, de Divacons Alphavalue. La pregunta que hay que hacerse, según apunta el experto, es ¿hasta cuándo podrán los bancos centrales dar soporte a los mercados?. Por un lado, Jerome Powell, presidente de la Reserva Federal, lanzaba el pasado lunes un mensaje más hawkish, lo que ha aplanado la curva de tipos en EEUU, que "preocupa de cara a futuro". 

Powell dejó claro que la inflación se les está escapando y que tomarán las medidas que sean necesarias. Un mensaje que, a priori, parecería que iba a afectar de forma negativa a los mercados. Unas caídas que no estamos viendo. 

Y Christine Lagarde, del BCE, también tiene que cerrar el grifo del "easy money", pero no tienen fácil hacerlo sin dañar la recuperación.

Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading

Por otro no podemos perder de vista ese conflicto en Ucrania, con cruces de declaraciones que evidencian que, por ahora, ninguna de las dos partes va a ceder. En tercer lugar, entra en escena el precio del crudo, que sube a menudo que aumenta la posibilidad de un veto al petróleo ruso. 

La agencia Fitch, por su parte, ha rebajado la estimación de crecimiento mundial y ha subido la de inflación. Y también el Bundesbank ha reconocido que el conflicto de Ucrania está dañando su economía y prevén un rebote para el segundo trimestre menor al esperado. 

"En conclusión, a mí me resulta muy complicado de explicar" este comportamiento del mercado, señala el analista. Lo peor puede que ya haya pasado, pero sí veremos nuevas caídas en el mercado, que está "sobrecomprado", se está poniendo caro, en función de unas expectativas de beneficio más débiles de lo previsto anteriormente. 

Por sectores, es el momento de apostar por metales y minas, sector petrolero, bancos (pero con una postura más neutral) y telecoms, junto con farmacéuticas