José Manzanares, director de Productosymercados.com, cree que “el S&P 500 podría llegar a los 1.300 puntos. El mercado americano sigue alcista, se está reduciendo la volatilidad y, a pesar de los problemas de los periféricos europeos por detrás, todo apunta a que seguiremos subiendo”.

Con respecto a la recién iniciada temporada de presentación de resultados empresariales, Manzanares dice que “va a ser peor de lo que espera el mercado, superando previsiones, pero no tan alcistas como en meses anteriores”.

Ante la previsible salida a bolsa de varias redes sociales, el experto dice que “esto será una burbuja. La valoración de Facebook ronda los 50.000 millones de dólares, mientras que sólo factura 2.000, pero el problema legal que tiene es que la regulación americana no permite tener más de 500 accionistas y, por ello, la parte que ha comprado Goldman Sachs no la puede trocear entre muchos clientes”. Vaticina que “la salida a bolsa de Facebook la veremos en 2012, mientras que este año saldrá LinkedIn. Comenta que “la salida a bolsa de Facebook podría ayudar a paliar toda la crisis que sufre California por los impuestos de las stock options de los empleados, como pasó en 2006 con la salida a bolsa de Google y los ingresos que generó el gobierno de California con ello”.

Con respecto a las pruebas de stress de la banca americana, Manzanares dice que, “como pasó en las de 2009, todo está trampeado para que salgan bien. Mostrarán que todos los grandes bancos americanos están muy bien, saneados. El problema es que no se les plantea una situación de default de bonos soberanos y, precisamente, los bancos están cargados de ellos, como pasó en Europa”.

Para paliar los problemas de la periferia europea, Manzanares cree que “la mejor solución es emitir un eurobonos, respaldado por todos los países de la UE, pero no le interesa a Alemania porque ese eurobonos sería competencia con el ‘bund’ y porque parte principal de dicho bono lo respaldaría la propia Alemania”. El analista opina que “la situación de Europa es complicada e irá a peor”.

A pesar de que China y Japón están comprando mucha deuda periférica, Manzanares niega que se a una buena opción de inversión. El interés en esto es que “China es el segundo cliente exportador y no le conviene que se debilite la zona euro por ello”. En el caso de Japón, “el interés está en que el yen se deprecie pues, frente al euro, se ha apreciado un 40%”.

Alemania está jugando con fuego”, afirma “porque le interesa que haya problemas con los periféricos porque consigue colocar el ‘bund’ a un tipo irrisorio, financiándose a tipos bajísimos pero, si la situación se deteriora, se rompe Europa y el euro desaparece, el franco alemán podría apreciarse un 40%”. Al final, “hay muchos intereses porque esto no pase, y no se permitirá. Por ejemplo, el mercado ya descuenta que Portugal sea intervenido y que España pueda necesitar algún tipo de ayuda”.

Ante el rebote de la banca española, recomienda “no confiar porque, hasta que los bancos y cajas no comuniquen el riesgo que tienen en su balance, los inversores extranjeros seguirán saliendo de estos valores”. Los rebotes pues, “están justificados porque había muchas posiciones bajistas y cierre de posiciones cortas”.

El experto recomienda “estar en emergentes porque, frente a los problemas de los desarrollados, estos países tienen superávit y se espera que crezcan mucho más. Si bien, hay que tener cuidado porque no será un año para comprar índices emergentes, si no para buscar sectores, como consumo e infraestructuras”. También podríamos encontrar oportunidades “en las divisas emergentes, que se apreciarán frente al dólar, en bolsa americana en multinacionales americanas bien posicionadas en economías emergentes y que lo van a seguir haciendo bien y en ETFs que cotizan en bolsa americana e invierten en compañías chinas”.

En cambio, “no me gusta el sector bancario americano que, podría subir, pero por manipulación, porque hay mil problemas detrás”.