Toda montaña rusa que se precie tiene una gran caída para coger impulso. En esta montaña a la española, el IBEX lleva teniendo esa cuesta desde máximos de 2007. En las últimas semanas, estamos viendo que puede empezar el movimiento alcista que frene la sangría.
El mercado lleva casi cinco años de capa caída, con algún “quiero y no puedo”, algún rebote que no hacía más que aguantar la agonía un poco más.

La última gran caída, fue el impulso que vemos dibujado en rojo, desde los 8600 puntos hasta los 5987 que se marcaron en junio como mínimo. Desde esa zona, empieza una reacción que avisa de que puede empezar un nuevo looping en la montaña. Un looping llamado Doble Suelo. Esta figura nace en ese mínimo comentado en las proximidades de los 6000 puntos a principios de junio repitiendo la cotización a finales de julio. Entre ambos suelos, el IBEX alcanza cotas máximas de 7219 puntos, donde los nervios empezaban a apretar, viendo que retrocedía nuevamente. Sin embargo y, sólo al haber subido por encima de dicho máximo entre los mínimos, se activa la figura, no antes.

El objetivo mínimo que marca es igual a la distancia que hay entre los suelos y el máximo entre ellos, es decir, unos 1200 puntos aproximadamente en el sentido de la ruptura. Al haberse roto la barrera de los 7200 puntos hacia arriba, tenemos proyectado un objetivo alcista hasta los 8400 puntos.

Este es el primero de dos focos activados en cuanto a objetivos se refiere. El protagonista del segundo, se refiere al gran impulso bajista desde los 8631 puntos hasta los 6000 puntos (dibujado en rojo).

Tras las subidas de las últimas sesiones, el índice, ha retrocedido aproximadamente un 61.8%, último de los niveles Fibonacci. De retroceder más de ese nivel, normalmente, se vuelve al origen del impulso. Por tanto, es previsible que si supera dicho nivel, en los 7600 puntos, acabe subiendo hasta la zona de los 8600. En el gráfico siguiente se ven los niveles comentados.




Por otro lado, tenemos la media móvil de 30 sesiones (verde) girada al alza y la de 200 sesiones (roja) aplanándose. Las alzas comentadas, están apoyadas además por el hecho de que la cotización supera la MM200 sesiones. El siguiente signo inequívoco de subidas, será que la media corta cruce al alza a la media larga. En ese caso veremos nuevas subidas.

En cuanto a soportes, en primera instancia los 7200-7000 puntos y más abajo, la zona de los 6300 puntos y los mínimos en 6000. Las resistencias a salvar son los objetivos comentados y más arriba los 9000 puntos.

En resumen, el IBEX ahora mismo está en pleno rebote técnico con objetivos de 8459 por doble suelo y es posible que suba hasta la zona de los 8600 puntos, para ir a buscar el origen del impulso bajista dibujado en rojo. De superar estos niveles podríamos empezar a pensar en un cambio de tendencia pero eso, por ahora, es mucho suponer.

Sea así o no, lo importante es que looping va, looping viene, después de tanto mareo, parece ser que podemos estar a punto de que paren la atracción. Si alguien se quiere volver a subir, ya es cosa de cada uno!


@Alfonso_Morte