Tras la firma realizada ayer entre el gobierno paraguayo y Sacyr, esta empresa se encargará de ampliar las dos rutas que unen Asunción con Ciudad del Este, por 50 millones de dólares (488 millones de euros).
 
La empresa se encargará de ampliar, reconstruir y construir, en los próximos 30 meses, las actuales Ruta II y Ruta VI, un eje vial entre la capital en el oeste y la frontera con Brasil en el este. Lo que supondrá para Saycr la construcción de un total de 142 millones de kilómetros y unos ingresos de 1.470 millones de dólares en treinta años de concesión.

La empresa española que se convierte así en la primera compañía en sumarse al proyecto Alianza Público Privada (APP) en el país, además de la duplicación de la calzada de dos a cuatro carriles, también tendrá que mejorar el pavimento existente, operar las vías y mantenerlas, incluyendo la construcción de cinco variantes, entre las ciudades de Asunción y Caaguazú.            La obra creará 2.500 empleos directos y 7.500 indirectos, además de establecer un corredor que reducirá a unas 3,5 horas de viaje entre Asunción y Ciudad del Este.