Los títulos de Zeltia no levantan cabeza y se adentran en una cueva bajista aplastante.
La acción no consigue mantener las alzas de la apertura y comienza a aproximarse al mínimo anual alcanzado ayer en 1,62. De esta forma nos encontramos ante una compañía prácticamente en caída libre; con una estructura de máximos / mínimos decrecientes y las medias móviles cruzadas a la baja. Sorprende que pese a las amplias cesiones acumuladas el número de acciones negociadas no consiga repuntar, circunstancia que muestra una clara falta de interés por parte del mercado respecto a la compañía. En este contexto, calificamos de especulativa la toma de posiciones largas mientras el precio no muestre signos evidentes de giro al alza, una recuperación de 2,00 podría ser un primer paso. Por la parte inferior hemos tenido que retroceder hasta 1.999 para encontrar un mínimo significativo que pueda actuar de apoyo, este se encuentra en 1,09.