Por primera vez desde el comienzo de la crisis financiera, las acciones de Wall Street está moviéndose independientemente del mercado de bonos.


Esto demuestra que las ganancias y las valoraciones están guiando a los inversores más que los temores en cuanto a la economía.

El coeficiente de correlación de 30 días que mide con cuánta frecuencia el índice Standard & Poor’s 500 se mueve junto con la rentabilidad de los bonos del Tesoro a 10 años cayó a menos 0,42 desde un récord de 0,89 en junio

Pioneer Investments, Security Global Investors y Citigroup dicen que la desaparición de la correlación demuestra una tendencia alcista ahora que el mayor número de empresas que forman parte del índice S&P 500 en una década informó sobre un crecimiento de sus ganancias.