Los índices estadounidenses comienzan la sesión en positivo, aunque no todos. El Dow Jones marca su primer movimiento planto en los 11.358 puntos. Tendencia positiva es la que presumen el resto de indicadores: el S&P500 suma un 0,17% hasta los 1.226 puntos mientras que el Nasdaq avanza algo más del 0,3% en los primeros minutos de negociación.
Wall Street comienza la sesión en positivo, el calor del optimismo que se desprendía durante la mañana en la sesión europea y en la cifras publicadas por algunas de sus compañías. El Dow Jones cotiza plano en los 11.358 puntos, el S&P500 avanza un 0,17% mientras que el tecnológico logra abrir en los 2.608 puntos, tras una revalorización del 0,3%. Una tendencia que según los expertos “está condicionada a que el Dow Jones no pierda los 10.900 puntos”, reconoce Alejandro Martín, subdirector en España de Hanseatic Brokerhouse. Por su parte, José Luis Cava, analista técnico independiente admite que la tendencia del S&P500 seguirá siendo alcista “mientras se mantenga por encima de los 1.190 enteros”.

En el plano protagonista nuevamente Citigroup. Hoy su consejero delegado, Richard Parson ha reconocido que la acción está demasiado asociada al fracaso después después del mega rescate bancario por parte del gobierno y la aprobación de una nueva legislación sobre el sector financiero. Una compañía que gusta al experto de Hanseatic Brokerhouse “pues es una compañía que ha subido mucho y que se puede mantener en cartera mientras no pierda los 4,15 dólares”. Del resto de entidades, Goldman Sachs sube un 0,6%, JP Morgan se anima con un 0,6% de subida y Morgan Stanley supera el medio punto porcentual de revalorización.

Las ventas de Mc´Donalds fueron algo más débiles durante el mes de noviembre, por debajo de las previsiones lanzadas por el grupo de comida rápida. El crecimiento de las ventas en el conjunto del mundo fue del 4,8% en tanto que en Estados Unidos el alto nivel de desempleo ha llevado a unas ventas del 4,9%, frente al 5,1% previsto por los expertos. Unas cifras que han penalizado a la compañía en bolsa, se deja más del 2,2% hasta los 80,34 dólares.

Costco ha sido otra de las compañías que también han publicado resultados. La compañía ha publicado un beneficio mejor de lo esperado gracias al crecimiento de sus fábricas en Estados Unidos y a que la debilidad del dólar ha ayudado a incrementar las ventas. La compañía ha anunciado un beneficio de 312 millones de dólares , o 71 dólares por acción, en el trimestre fiscal terminado en noviembre. Unas cifras que baten los 266 millones de dólares obtenidos en el mismo período del año anterior. La compañía cede un 1,3% y abre en los 69,64 dólares.

En el lado positivo, Home Depot ha publicado sus previsiones de beneficios para el ejercicio fiscal de 2010, por segunda vez en menos de dos meses, y muestra cómo los americanos poco a poco van pensando en proyectos inmobiliarios. Carol Tome, consejera delegada de la compañía ha admitido que a pesar de que noviembre “es un mes terrible para nuestro negocio, se han mejorado las expectativas de beneficios”. La mayor inmobiliaria de Estados Unidos espera un beneficio de 1,97 dólares por acción, algo por encima de los 1,94 dólares anunciados en su anterior previsión. A pesar de ello, los inversores penalizan sus títulos y, al ritmo del 0,06%, alcanza los 33,55 dólares.

En el plano de operaciones corporativas, Jhonson & Jhonson ha lanzado una oferta de más de 1.700 millones de dólares por Crucel, a pesar de la oposición de los inversores y los problemas en Holanda sobre la producción de vacunas biotecnológicas. El pasado mes de septiembre la compañía anunciaba una oferta de 24,75 dólares por cada acción en circulación de Crucel, cuyas vacunas protegen contra las enfermedades infantiles de la difteria o la tosferina. La compañía suma un 0,05% en los primeros minutos de negoación.